El baciyelmo, una presentación

dq4002

https://www.ivoox.com/baciyelmo-presentacion-audios-mp3_rf_39926479_1.html

 

Hugo Felguerinos

Anuncios

España desde el alcornocal

blog1

Don Joaquín Robles López es uno de los peones más arriscados de esa deriva, un esqueje del Filomat, que ha medrado al calor de la Fundación Gustavo Bueno bajo la dirección del hijo del filósofo, Gustavo Fernando Bueno, llamado nodulismo. Es Joaquín Robles hombre tosco y de una aspereza rústica en su expresión, de los que no admite dobleces y reniega de las curvas y lo sinuoso en todo lo que tenga que ver con el pensamiento. Tan llamativa es esta reciedumbre de expresión que, en ese club político que tenemos montado en telegram, no hemos podido evitar cambiar al bueno de don Joaquín el roble por un alcornoque al referirnos a sus dicterios, pasándolo de Joaquín Robles a Joaquín Alcornoque, y es con esta humorada cariñosa con la que nos referiremos a nuestro admirado don Joaquín a lo largo de este artículo. Seguir leyendo “España desde el alcornocal”

La elipse electromagnética (I): ecúmene y recubrimiento como especie de imperio generador

herodoto-450

El club político en internet el Repúblico Hispano, es una ramificación de las distintas corrientes que se han decantado dentro del Filomat en el último tercio de la vida del filósofo Gustavo Bueno y en los años posteriores a su muerte.

Nuestra evolución a lo largo del tiempo nos ha ido alejando cada vez más de ciertas visiones que, con la muerte del fundador del sistema, se van fijando como ortodoxia protegidas por la institución referencial del Filomat: la Fundación Gustavo Bueno. Esta visión ortodoxa que nos parece reduccionista y contaminada tanto por proyectos ideológicos de grupos vinculados a instituciones de política electoral muy determinadas, como a proyectos personales de promoción editorial. Seguir leyendo “La elipse electromagnética (I): ecúmene y recubrimiento como especie de imperio generador”

Meditaciones de un viejoven español en tierras hispanoamericanas

Había un muchacho con un traje de verano amarillo claro, de corte anticuado, una corbata púrpura y un panamá con el ala medianamente levantada, que sobresalía de entre todos los demás por su voz chillona. Pero apenas Aschen- bach lo hubo mirado con cierto detenimiento, se dio cuenta, no sin espanto, de que se trataba de un joven falsificado: era un viejo, sin duda alguna

Thomas Mann, «La muerte en Venecia»

Hay algo sórdido en enmascara la vejez bajo falsos plumajes de juventud. Es ese desagrado de Gustavo Aschenbach, el protagonisa de «La muerte en Venecia» al encontrarse con un viejo petimetre revoloteando alrededor de jovencitos que lo toleran con un punto de displicencia. La novela va de eso, de la decrepitud, que es no aceptar la propia vejez, el final de la existencia, ante el deslumbramiento de una juventud que por mucho que la deseemos ya no la podemos alcanzar. Seguir leyendo “Meditaciones de un viejoven español en tierras hispanoamericanas”

Pedro y el mito oscuro (España, nación fraccionaria)

portada_1492-espana-contra-sus-fantasmas_pedro-insua-rodriguez_201804271449

 Decía Aristóteles que el filósofo era amigo del mito porque gustaba «de lo maravilloso». Buena prueba de ello es Platón y su mito de «la caverna», mito canónico y fundante de la filosofía académica. Los mitos son la encarnadura de lo maravilloso, la herramienta que utiliza el filósofo para tratar de entender y explicar, en la medida de lo posible, un todo desbordante. Pedro Insua Rodríguez, que se dice filósofo de la tradición platónica, nos presenta su nueva obra dando razón al discípulo macedonio del sabio ateniense: «1492, España contra sus fantasmas» es un libro repleto de mitos.

El título no deja lugar a dudas, lo maravilloso recorre cada una de sus páginas. El ensayo se nos presenta como un conjunto de mitos encadenados. Y este conjunto, esta encarnadura mítica, cristaliza en espectros tenebrosos y oscuros que acosan a España y no la dejan descansar amenazándola. Nos encontraremos al pasar las hojas visiones terroríficas: como la presentación de Bin Laden en el Generalife de Granada, preparando razias y atentados varios contra la cristiandad; a Puigdemont disfrazado de Vellido Dolfos cometiendo las más viles traiciones a los españoles de buena fe; a fray Bartolomé de las Casas redactando la constitución bolivariana para el vil y antiespañol Hugo Chávez, preparando el terreno a los podemitas. Todo un mundo de maravillas y prodigios que Insua nos cuenta como en esas veladas de cuentos de fantasmas de crepitar de fogatas y linternas bajo las caras que se organizan en los campamentos juveniles para asustar a los niños. Seguir leyendo “Pedro y el mito oscuro (España, nación fraccionaria)”

Héctor Ortega en Radio Materialista

Héctor Ortega camarada de Repúblico Hispano
Héctor Ortega, integrante y camarada nuestro en el grupo de pensamiento político Repúblico Hispano, ha vuelto a participar en un programa de Radio Materialista: Episodio 50 (La Idea de Hispanidad). En el primero su intervención fue como un soplo de aire fresco que ventiló un poco la sentina en la que se ha convertido el mundo de Nódulo materialista. Marcos R Márquez, el moderador del programa, estaba ilusionado porque en uno de los debates se saliese de esa escolástica esclereotizada en la que los miembros de la tercera oleada del filomat han convertido el sistema filosófico. Pero la degradación de ese ambiente ha continuado y se lo ha llevado todo por delante.
Pedro Insua, filósofo y tertuliano del programa de Julia Otero en Onda Cero

Una de las consecuencias más tristes de esa degradación es la deriva del otro interlocutor de este último programa, Pedro Insua. Hace tiempo que Insua dejó la filosofía para internarse en los medios de comunicación y convertirse un opinólogo más. Se ha convertido en una especie de “españolazo profeisonal” , que además ha adquirido los malos modos de un tertuliano desde que ha entrado en el grupo de gabineteros del programa de Julia Otero en Onda Cero. En este programa me recordó al comportamiento que tuvo con él en su primer Gabinete el escritor Juan Manuel de Prada. No hablo de la vehemencia o el exabrupto, que siempre es aceptable, sino de la mala fe y el desprecio hacia nuestro camarada Héctor. Sí, irrita esa impostura de españolidad; se escuchan en el programa expresiones que son de vergüenza ajena: “¡soy español, coño!” o “¡me están robando mis derechos!”, que son el reversos de un indepe catalán, no hay ninguna diferencia. Es como oír a un Juan García Carrés 2.0

Pero lo más irritante es que todo ese postureo se transforma en una especie de progresimos de izquierdas cosntitucional en los micros de Onda Cero. Ahí no se escuchan ni ciertos tonos ni ciertas rasgaduras de camisa,a ver si se incomoda la jefa. Tragaremos de todo.Nos avendremos hasta que nos canten Els segadors los infantes con la hoz de cartón en la mano, protestando un poco, poquito, porque somos españoles de izquierda, pero no llegará la sangre al río que hay intereses superiores y en esos foros no se suletan Españas retumbantes acompañados de coños marciales. No, ahí calladitos y formales siguiendo la línea.

 

Hugo Felguerinos

Joanxich frente a «La carrera de las indias» 2.0

«Figúrense una de las grandes aulas de la Universiad de Berlín llena a rebosar. La sala, pulcra y ordenada, tiene el aspecto atractivo y propicio para el trabajo que la Cataluña moderna ha sabido dar a los sitios de enseñanza de sus instituciones de cultura. En medio de la gradería hay un magnífico aparato de proyecciones. Una pantalla blanca ocupa toda la pared del fondo. En el ángulo izquierdo, la tribuna para el conferenciante está ocupada esta noche por un hombre joven, bien afeitado, bien vestido y bien peinado, con el aire y el habla resuelta del catalán que ha venido a este mundo a trabajar: se trata de Francesc Joanxich, que, invitado por el centro Hispania de Berlín, da una conferencia sobre la Escola Elemental del Treball de Barcelona. 

Estas conferencias que se dan en los centros y clubes de las capitales europeas…¡Virgen satísima! Desde «El espíritu de Don Quijote» hasta «El porvenir de la raza», desde «La obra de los conquistadores» hasta «Hispanoamericanismo práctico», pasando por «El intercambio intelectual hispanoalemán» (o francés, o inglés) y «España, madre de un continente», tienen donde buscar y comparar. Exportada, la vacuidad de la verborrea castellana parece todavía más vacua y llega a inspirar verdaderamente lástima. Pero Joanxich es un catalán de la nueva Cataluña y los continentes le incomodan. Invitado a dar una conferencia, encuentra enseguida el tema: la escuela que lo ha formado a él. […] La Escola del Treball ha hecho de Joanxich un buen trabajador y un buen catalán. Lo ha hecho, además, y por encima de todo, un hombre. Un hombre que puede hablar con los hombres de todo el mundo en un lenguaje interesante y comprensible. […]

Joanxich supo decir cosas dignas de la universidad ilustre donde hablaba… Que no se asusten los amigos castellanos de Cataluña que parecen temer que el catalán nos cierra caminos del mundo y la cultura. Las ideas generales de un obrero catalán, instruido en catalán en una gran escuela catalana, pueden hallar su curso en cualquier universidad de Europa. En cambio, corre por este Berlín cada producto de las universidades donde se enseña en la lengua de cien millones que… Mejor no hablar» Eugenio Xammar ( La Veu de Catalunya, 28-1-1923) Esta es una parte de la crónica de enero del año 1923 escrita por el periodista Eugenio Xammar en un Berlín azotado por una crisis económica que ha pasado a todos los manuales de Historia. Es un texto que no deja de inquietar, porque condensa la ideología de lo que es el catalanismo y que en estos días se muestra de la forma enrabietada que vemos en los medios de comunicación. Los catalanistas no aceptan, no asumen de ninguna manera, que Barcelona y su contorno vayan perdiendo paso, no ya frente a Madrid, sino frente a otras regiones, especialmente Andalucía.

Seguir leyendo “Joanxich frente a «La carrera de las indias» 2.0”